El alto precio que un padre ha tenido que pagar por los derechos de un niño

“Si hay algo de lo que me siento orgulloso es que he sido un buen padre, siempre fui responsable” Hoy no sabe el paradero de su hijo.

Esta historia refleja el clamor de un padre por saber de su pequeño de cinco años, quien su ex pareja lo ha privado de verlo, sin importar el daño psicológico y moral al pequeño.

Texto: Nathaly Barahona/Foto: Jonathan Barahona



Edgar Ziegele, conocido como Edgar Schleusz, de abuelos de descendencia alemana, aunque yo soy salvadoreño con todas las de la ley, dice, con una sonrisa es sus labios, nos abrió su libro de vida, que guarda con gran recelo y sentimientos encontrados, de vivencias que han marcado su vida, situaciones que lo han llevado hasta enfrentar juicios internacionales, injustas a su entender, pues hay leyes que solo favorecen a las mujeres, y así a los hombres, y lo que es más juicios insólitos de hasta de difamar su nombre, todo por amor a Otto, su hijo, a quien no ha vuelto a ver ni a jugar con él, desde hace un largo año.

Edgar Luis, nació en San Salvador, el 20 de agosto 1,966 el ultimo de tres hermanos, hijo de Irma Mencía y Otto Schleusz, que fue presidente del Banco Salvadoreño. Quien tenía una gasolinera y al que le ayudaba desde niño recuerda unos ocho años, y en vacaciones trabajaba con su padre, muy pequeñito pero ya trabajaba, sonríe.

Su infancia fue muy feliz, normal la considera, a pesar de que sus padres se separaron, siempre se preocuparon por sus necesidades, tanto físicas como emocionales, por lo que dice que fue muy feliz.

De adolescente, refiere que fue un poco travieso, pero lo normal, me gustaba mucho el deporte, tuve moto desde los 8 años, no me gustaba los vicios, si iba de vez en cuando explica, pero no era vicioso, nunca anduve mucho en discotecas como mis amigos, señala, no me gustaba eso, no anduve muy descarriado - dice entre risas- tuve una vida muy sana, explica de forma enfática.

Sus años de escuela fueron muy interesantes, anduvo en varios colegios, como El Liceo Salvadoreño y El Cristóbal Colón, entre otros y tuvo muchos amigos, por el hecho de que andaba en el deporte, el surf, fue luego a la Universidad, casi termino una carrera pero se dedicó más a trabajar, de joven tuvo muchos amigos con quienes pasó gratos momentos, algunos que hasta el momento se mantienen.

De sus vivencias de adolescentes, con ellos, recuerda la de un amigo, que prefiere omitir el nombre, con quien salía a andar en moto por el centro quien en lugar de colocarse en la moto como debe de ser, él lo hacía viendo hacia atrás, él iba haciendo locuras, que llamaba la atención de la gente, que arrancaba sonrisas de los que los veían y decían ¡esos cipotes!
En relación a sus experiencias sentimentales, fue un poco novio, sonríe siempre tenía una mi novia, pero luego con voz firme explica, pero esto, antes que me casara.
Luego que conocí a la persona con quien me case, y deje eso, con ella anduve de novio por 3 años y formé mi hogar, ya mayorcito por cierto, fue algo que desde joven planifiqué, explica y es el hecho de casarse mayor, no muy joven, pues se casó ya con varios años, yo en realidad no quería ser irresponsable y traer hijos sin haberlo planificado.

Y todo porque no quería tener hijos joven, sin estar preparado, sus amigos lo molestaban que ya lo iba a dejar el tren, que ya no iba a poder tener hijos, pero la verdad uno debe de prepararse en la vida para algo así, para un evento tan importante en la vida de toda persona, y es dedicarle tiempo a sus hijos.

Cuando nació mi bebé, yo me organice para dedicarle tiempo a mi hijo, tenía todo el tiempo para mi hijo y le dedique el cien por ciento, no era que pasaba todo el tiempo con él, ni como la niñera, pero allí estaba para mi hijo, bañándolo, cambiándolo, a mí me gustan los niños, y a Otto, lo cuidaba, era algo soñado y planificado, ella también estaba pendiente, después que regresaba de trabajar.
Como le digo, a mí me gustan los niños tanto que patrocino algunos con apoyo de amigos y que no caigan en caminos equivocados.

Eso llevo a un vínculo muy cercano entre él y su hijo, explica, ya más grandecito nos tuvimos que separar el apego era más evidente y a veces me lo llevaba para el hotel, mi negocio, y él me ayudaba en tonterías, se puede imaginar en qué puede ayudar un niño pequeño y así compartíamos juntos.

Ella, al parecer, eso le molestaba, y le reclamaba de alguna manera, pues en general los niños pequeños sienten un apego con sus madres, el caso con Otto era diferente.

Y ella como trabajaba, le dedicaba tiempo, pero tal vez no igual, No es que era una mala madre, no quiero decir eso, era una buena mamá, pero diferíamos en hobbies, a ella le gustaba ir por un par o las discotecas y yo pasear en bicicleta con mi hijo, yo amo la montaña ,el mar y muchas veces le decía vamos al parque o vamos los tres en bicicleta con el niño, a él le gustaba eso, tanto que mi hijo llego a participar en una competencia mundial de bicicleta. Yo fui su entrenador
(Dice con una amplia sonrisa) fue de mucho orgullo para ambos.

Ella le gustaba unas cosas y diversiones y a mi otras, y esto era motivo de discusión y la verdad, yo nunca he sido de andar en esos lugares, y realmente no me gustaba, siendo honestos yo no era de andar es esos lugares.

Como todo matrimonio tenía problemas en realidad hay que decirlo, ambos descuidamos ciertas cosas y con ella era ya imposible convivir, lo que llevó a separarnos definitivamente, no sin antes decir que buscaron ayuda psicológica, y la profesional de la salud, les dijo que lo intentaran, ya que no había infidelidades, ni errores graves realmente, pero no se pudo más, dijo que yo había manipulado a la psicóloga y cuando ella la había buscado, y así siguieron separados separación y llegaron a un acuerdo de ver al niño en días previamente acordados.

En el 2014 ella pidió permiso por el niño para ir a visitar a sus padres en Australia y yo le di permiso y regresaron sin ningún problema y en vista que estábamos separados tuve mis temores que se quedaran en ese país.

En el 2015, las cosas siguieron mal, ella me demando ante el Consejo Nacional de la Niñez y la Adolescencia (CONNA) dijo que yo maltrataba a mi hijo, que le daba comida chatarra, que cuando lo tenía conmigo, lo regresaba enfermo y una serie de situaciones , pero en las evidencias ante ésta instancia, se demostró que no era así, que el niño llevaba una vida digna conmigo y que eran cosas irreales e insólitas las expuestas en la demanda, alli comencé a ver que ella tenía otras cosas en su mente, no sé qué en realidad.

En febrero de 2016 yo puse la demanda de divorcio, porque vi que ya no era posible la reconciliación, que no nos íbamos a arreglar.

En esas fechas, ella me volvió a pedir permiso para llevar a niño donde sus papás, me extrañó la fecha y le dije que no, por varios motivos, era inicio del año escolar y era un mes y que mejor en vacaciones de Semana Santa, y así el niño no perdería muchas clases y también que yo tenía planeado prestárselo para ir con él a ver a mi familia en Estados Unidos, y… además tenía miedo que se quedara me dije en mi mente.

Ante ello me demando ante la ley de Protección Integral de la Niñez y de la Adolescencia (LEPINA) expusimos nuestras razones, ella argumento que era para que el niño se relacionara con sus papás y le dije que eso no era necesario, pues los abuelos venían 3 veces al año en los últimos dos años y que además el niño faltaría a clases. Que mejor en vacaciones, pues yo también quería ir a ver a mi familia fuera del país,
Allí razoné: Esto ya no me parece normal, esto no es más que para perjudicarme, pensé.
Sin embargo se llegó a un acuerdo y el juez nos dio permiso ella que fuera a Australia con el niño y a mí para que lo llevara a Estados Unidos a ver a mi familia, luego que ella regresara de Australia, pero cerca de las vacaciones y así el niño solo perdería más que unos tres días de clases, ella debía irse el 12 de marzo y regresar el 16 de abril del 2016 y yo debía viajar el 28 de abril.

Haciendo un paréntesis, ella se fue casi sin informarme y me llamaron hasta que estaba en Estados Unidos, en ruta a Australia, una vez llegaron a Australia, solo me lo comunico un par de veces, y no más, y no como lo acordado ante el juez ante la espera, me extrañó mucho el silencio con lo que comenzó mi preocupación pero seguía esperando.
Ella no cumplió el hecho de comunicarme con el niño, se fue un 12 de marzo y tenía que regresar un 16 de abril y no fue así.
Recapitulando, Llegada la fecha que regresaría, le escribí unos 8 días antes y que me mandara los horarios para estar pendiente de su llegada al aeropuerto.

Desde esa fecha cortó comunicación, tanto correos, WhatsApp y le llamaba a los padres y ninguna referencia, correos electrónicos y nada.
Llego el día y no vinieron, yo con un mundo de interrogantes, ¿qué les habrá pasado? Me preguntaba y sin respuesta… una angustia horrible, que habrá pasado ¿les habrá pasado algo en el viaje y no me quieren decir? algo malo les ha pasado, me decía con gran pesar y no me quieren que sepa, les llamé a sus familiares y me dijeron que ellos no sabían de los planes de ella y yo con una aflicción que usted no tiene ni idea, ni idea -dice con sus ojos llorosos y voz un poco ahogada-

Hace un paréntesis y luego continúa… desde ese día no he sabido nada del paradero de mi hijo… dice con un dolor agudo, quemante y desgarrador, que se deja entrever en su voz y mirada. Un dolor que solo pueden entender los que han pasado por la separación indeseada de sus familiares ya sea hijo o hermano.

Comencé a escribirle a ella y a buscar apoyo con abogados y la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos, donde me dijeron que se trataba de un caso de sustracción ilícita de menores. En Australia lo toman como rapto.
Comencé a darle seguimiento sin descanso al caso, todos los días, sin parar abogado y yo y procuraduría, yo llevaba la información a la Procuraduría la información que me pedía yo propio la llevaba. El gobierno a través de la Procuraduría me ayudó, fueron muy profesionales y comprensivos conmigo. Lo que agradezco.
A los 15 días alguien me dijo pero no en forma será sino como tipo comentario (Chambre) mira ella se quedó allá.

A los dos meses en junio, me vino algo que me dejo sin palabras, como ya lo dije, una demanda inesperada desde Australia de violencia intrafamiliar, vía correo electrónico y daban medidas de que no podía acercarme a mi hijo ni a ella por un año, eso me sorprendió muchísimo, casi me muero, allí decía que yo la maltrataba, que golpeaba al niño y muchas cosas más.

Pasados esos dos meses, me escribió que me iba a comunicar a mi hijo, pero con la condición de que no le pidiera que regresara a El Salvador, entre otras cosas, relacionadas con la demanda que ella había hecho en Australia.

Para mi alegría por fin tuve contacto vía video con mi hijo, fue emocionante, mi hijo me decía: papá quiero verte, ¿por qué no me vienes a traer al kínder? Usted sabe lo difícil que es hablar con un niño de cuatro años y más a través de una Tablet? Eso es difícil pues un niño rápido se aburre, y con él era diferente.

Eso me partía el corazón, hablábamos de todo, las conversaciones de un padre con su hijo, de pequeñeces, mi hijo hablaba una hora y media conmigo y aunque por momentos alcance a oír que le decía: hijo vamos al parque y él le decía: no mami quiero hablar con mi papi, es decir como que lo manipulaba, pienso, pues a la media hora ella le decía: Otto nos vamos ya, tenemos que irnos para el parque y así por el estilo, pero ella comenzó a hacer técnicas para recortar las llamadas, pienso pues rápido se descargaba la Tablet y eso me extrañaba.

En octubre de ese año, Australia aceptó por medio de los convenios de la Haya, y acepto el delito de sustracción y retención ilícita de menores, por el hecho de que no regresó con el niño en la fecha que debió hacerlo. Y con ello la probabilidad de que mi hijo regresara.
Ante esto ella respondió cuando le notificaron, más o menos con las acusaciones que había hecho en la demanda, que yo a ella le pegaba, que al niño lo maltrataba, que los había amenazado con pistola, que yo era drogo de cocaína, alcohol marihuana, pastillas, que las mezclaba, que tenía relación con las maras y que tenía buenas relaciones con la policía y que por eso no me podían hacer nada. Y que si ella no regresaba conmigo, que los iba a matar a los dos y luego me iba a suicidar.
De acuerdo a las leyes de ese país es que la única forma de que el niño no regresara, es que un padre sea un desgraciado y ella trató de ponerme en ese perfil y comenzó en proceso, de enviar documentaciones gobierno de El Salvador y Australia, declaraciones juradas.
El 12 de diciembre se produjo una audiencia yo debí viajar y no me dieron la visa o sino que ella viniera, ella dijo que aquí nada funcionaba, los jueces, que la policía no funcionaba, que si venia yo la iba a matar.
El 12 de diciembre 2016, se dio la audiencia, vía teléfono estaba en contacto con la abogada en Australia, yo muy nervioso señala, la abogada me explicó que la juez desechó todo pero que la respuesta la darían el 6 de enero 2017 y al leer los 124 puntos, y por correo le dijo que estaban discutiendo la orden de regreso de tu hijo.


Y minutos después le escribió: Otto la orden de regreso de tu hijo hecha. Yo casi me muero, ¡¡¡esto no puede ser!!!
La juez no le creyó ni una acusación, ni una, ella mintió tanto que hasta se confundió y en otros países una mentira es delito y más a una juez.
Y es así que en la resolución el niño debía regresar antes del 30 de enero la alegría no me cabía en mi pecho.
El niño regresa, yo me moría de felicidad, vino ella le dijo a la equivalente de la procuradora en ese país que ella quería venirse con el niño pero que le permitieran pasar tres días en Los Ángeles y ante ello le dijeron que eso no sería así, que vendría con custodia y con restricciones de no salir del aeropuerto.
Y cuando vinieron el 29 yo estaba pendiente pero no me avisaron y que luego el pasaporte estaba por vencer y otras excusas.
Al llegar a El Salvador y le dije mira: sé que ya estan aquí puedo pasar por el niño
O me lo vienes a dejar, que era lo más sensato.
Y ella me dijo que el niño por el viaje estaba cansado, que mañana te lo voy a ir a dejar y paso ese día pues yo no sabía dónde estaban y no teléfono de ella. Solo por correo, después no que los abogados tenían que reunirse para arreglar cosas de nosotros.
Yo le decía que eso no tenía nada que ver con el niño y que ademas esperaba que llegaran a la casa que estuve pagando para que tuvieran donde llegar. Y que el niño tiene derecho a estar conmigo y yo con él. Pero no me decía nada ni donde estaban
Finalmente me dijo que el abogado se reuniría conmigo y mientras tanto no me llevaría a mi hijo.

Pasados 7 días me comunico al niño, él muy emocionadísimo me dijo ¡papa, papa! estoy en El Salvador quiero verte, porque no me has venido a ver, y yo le dije dile a tu mamá que te traiga yo no sé dónde están, ella cortó la llamada, tome el número de teléfono celular, que era una luz y le llame y le dije mira porque cortas la llamada y ella me dijo que porque le estaba enfermando la mente a tu hijo, y porque dices eso, si son 10 meses que no he visto al niño y que el niño me pida que lo vaya a traer, eso no es enfermarle la mente, eso no puede ser ella me cortó solo atino a decirme, no es que mira eso se va a ver con mis abogados, por cierto detrás de esto esta una abogada, que es familiar de ella y otro mas

Hasta ese día conocí al abogado de familia, fijamos la fecha que fue un viernes, nos reunimos en un café en Santa Elena nos reunimos los cuatro, los abogados ella y yo, hasta allí conocí al abogado de familia de Santa Tecla y ella en esa reunión me paso una propuesta para poder ver a mi hijo, que tenía que pasarle dos mil dólares al mes y que me prestaría al niño cada 15 días y de sábado a domingo, que el punto de entrega del niño sería el Burger King de la Escalón como que fuera un paquete o un perrito y que ademas de todo que presentara en el juzgado de Santa Tecla y que alli quedaría olvidado lo que ella había hecho.
Yo le dije que no y como ya eran dos semanas y que yo tenía pagado el colegio del niño y que estaba perdiendo las clases y ella dijo que no que el niño se estaba adaptando
Ah y olvidaba algo, el jueves antes de esa reunión, le llame y hable con mi hijo y me dijo, papá quiero verte súper emocionado y ella le dijo el sábado lo vas a ver y él dijo si papi, el sábado te voy a ver y no fue así eso es jugar con un niño y jugar con los derechos de un niño de ver a su padre.
Ella bien sabe el tipo de papá que yo he sido, de mi relación con mi hijo, y juega con su mentecita. No sé qué más le ha dicho y hasta la fecha no sé dónde estan
Eso no se hace. Es una privación, es jugar con los derechos de un inocente y pequeño niño.
Y ante su negativa 15 días después que ella vino yo le puse una demanda de violencia intrafamiliar, contra los derechos de un niño en el juzgado de familia de Santa Tecla y como no era de esa jurisdicción por la residencia de ella el juez lo paso para ese municipio para que se le notificara pero ella ya no está alli y le notificaron por teléfono al número del que me había llamado y ella dijo que se presentaría, a la audiencia el día señalado ella no llegó, pero si su abogado y presento un escrito ante la jueza y que no tenían competencia para hacer eso porque ella ya no vivía alli y la jueza le dijo al abogado que presentara el nuevo domicilio de ella.
Y lo que más le interesa es saber de su hijo, si va al colegio, que le han dicho como lo tratan, como está, he ido al colegio y no está asistiendo; no sé nada de él.

Ella es capaz de sacar al niño, ya lo hizo la primera vez, mintiéndole a un juez, mintiéndole a un gobierno, ella puede volverlo a sacar y no lo vuelvo a ver, y el niño no vuelve a ver a su papá, aquí se trata más de los derechos de un niño, no de mis derechos como padre, sino del derecho de que el niño vea a su padre.
Por otra parte si de algo me puedo sentir orgulloso es que he sido un padre sumamente responsable desde que el niño nació, responsable de sus necesidades desde pequeño, eso si no me lo pueden negar
Y ademas un niño por su salud psicológica por su desarrollo necesita de los dos
Mi preocupación es donde está mi hijo, ni correos ni teléfonos, me pregunto cuál es el plan, ¿qué pretenden? Porque en ello estan sus abogados entre ellos su familiar, que para mí esta atrás y uno de apellido xx.
Ha sido un proceso muy difícil emocionalmente nunca había sentido un dolor tan grande ni cuando murió mi padre.
Yo he sido un hombre muy estable en mi vida, yo solo estoy peleando los derechos de mi hijo. No que no vea a su madre sino tener ese vínculo de padre con él. Sé que los jueces son muy buenos, aunque hoy ando indagando de todos y la carga de ellos es mucha lo sé, eso estresa, pues hasta la fecha no sé nada de mi hijo, no sé dónde está, dice Edgar, con un dolor que apenas se puede describir.
Mi incertidumbre más grande que ya no lo vuelva a ver, y eso sería terrible para mí. Y aquí lo que importa son los derechos de él. Ella siempre se ha valido de ello. Y ha tratado de manipular las cosas, Pero yo no soy papá de lejos, nunca he estado de acuerdo con ello, uno tiene hijos para educarlos para estar con ellos hasta que crezcan y se van.
Con todo esto Edgar piensa, rehacer su vida, pero antes arreglar esta situación; mientras tanto ver como se desenvuelve la demanda, caso muy difícil quizá solo por el hecho de ser hombre, pues si una mujer pone una demanda, las leyes la favorecen, pero si es hombre, no le creen y es una experiencia por la que ha tenido que pagar un alto precio no tanto lo económico, sino en social, emocional y familiar.
Como personas, a veces pienso que el egoísmo pesa más que la salud y los mismos derechos de un niño.
No entiendo que pasa por la mente de ella, ni se me ocurre, para mi es es el orgullo y el ego por el cielo que pasa por los derechos y la ley terrenal y moral.

Con esto yo quiero realmente hacer un llamado a la reflexión, que la responsabilidad de ser padres es más que dar lo que un niño lo que necesita económicamente, es velar por su desarrollo, su estabilidad. Etc. también que las leyes e instituciones deben de velar no solo por los derechos de la mujer, hay hombres que también podemos ser violentados en nuestros derechos y con ello llevarse de encuentro a nuestros hijos. Marcando sus vidas para siempre.

Comentarios (22)

Nestor Lara - 25 de Febrero de 2017

Edgar, ojala pronto te vuelva a ver y te pueda decir personalmente muchas cosas que no pude decirte. Adelante Edgar, NO VAS A PERDER, DIOS TE CUIDA!!

Silvia Kohler - 25 de Febrero de 2017

Espero que pronto se puedan reunir y que se haga justicia pronto!!! El niño necesita de su padre también, especialmente de alguien tan bueno y responsable, que tiene y hace el tiempo para el.

Carlos Omar Rodríguez Rivera - 25 de Febrero de 2017

Conozco a Edgar desde hace mucho y sé que es un hombre recto y honesto y que lo vi relacionarse y cuidar a su hijo con esmero y dedicación no entiendo como las leyes no pueden actuar con justicia y dejar que tenga a su hijo donde están los derechos humanos y en particular de un niño indefenso en manos de una mujer con una mente retorcida .

Arely de Cortez - 25 de Febrero de 2017

Buen día a todos! Es increíble todo lo que está pasando Edgard... Es un excelente padre! Doy fe de ello. Mi hijo es amigo de Otto, se conocieron en el Kinder adonde iban y durante todo el tiempo mi esposo, las maestras y todo mundo que conoce a Edgard nos dábamos cuenta de esa conexión tan fuerte que tiene con su hijo, escuche en varias ocasiones en las conversaciones de nuestros hijos y Otto se refería de su papá como un super héroe, en los paseos que hacíamos con nuestros hijos nunca vimos a la mamá de Otto la conocimos en un evento del kinder uno de varios que habían durante el año... Yo no me perdería ni un momento con mi hijo por diferencias con el papá del niño! Me siento indignada, no entiendo como hacemos mujeres que por sus caprichos o maldad (no se como llamarlo) jugamos con nuestros hijos, yo no le quitará ese derecho a mi hijo más cuando se que es un excelente padre como lo es Edgard. Por favor ayuden al amigo de mi hijo, a todo los niños del mundo a que se les repente sus derechos a que no sean manipulados, tenenos mas de un año esperando la llegada de Otto ya no se ni como explicarle a mi hijo todas las veces que me pregunta si ya regreso para ir a la piscinas juntos. Gracias

Ernesto Azahar - 25 de Febrero de 2017

Conozco a Edgar en su hotel y puedo dar fé de la calidad de persona y de padre que es, espero volver a ver a Otto a tu lado! Ánimos!!

Emilia Estrada - 25 de Febrero de 2017

Lo más triste de estos es la afectación psicológica que hace a un niñotan pequeño sólo por un capricho de la mamá, es injustificable y muy irresponsable su actuación. Sigue luchando Edgard que pronto estarás con tu Otto

Edgard Ziegele - 25 de Febrero de 2017

Teo Safie - 25 de Febrero de 2017

Fuerza Chele y con la ayuda de Dios no hay nada imposible y lucha por Otto Sos un Gran Papa.

Karina Castro - 25 de Febrero de 2017

Conozco la relación de Otto y Edgard y sé lo unidos que sin, es tan inconcebible esta separación. De todo corazon espero que se tomen cartas en el asunto.

Gaby de Vega - 25 de Febrero de 2017

Conosco a Edgar desde hace mucho tiempo. Es un padre ejemplar. Soy testigo de esas andadas en bicicleta con su hijo y de muchos momentos mas, en Ilopango, en El Sunzal y en el dia a dia. Edgar cuidaba a Otto de una manera tan especial. Tenian una gran coneccion. En realidad no me explico como una madre le hace esto a su hijo. Es como que tiene unos celos raros del apego y amor que existe entre Edgar y Otto. Animo "Chele" Dios tarda pero no olvida. Estaras con tu hijo pronto.

Guillermo Barraza - 26 de Febrero de 2017

Chele te conozco hace varios años y sé que eres un caballero honorable y me imagino la angustia y el dolor de NO poder ver y compartir con tu hijo,de verdad mi hermano solo le pido a Dios que te de la fortaleza de seguir adelante y ojalá los honorables juzgadores se den cuenta que habemos PADRES que hacemos lo que sea por sacar adelante nuestros hijos y que somos más capaces y amorosos que muchas disque madres.... Adelante chelito que esta es una etapa dura y tienes que terminar la carrera. Dios te llene de bendiciones

David Ortez - 26 de Febrero de 2017

Edgard es un hombre honorable igual que su padre y sé que con un buen estudio y objetividad va ganar este y cualquier caso de familia un abrazo.

Ethel - 26 de Febrero de 2017

Espero pronto se pueda reunir con su hijo ! .. No lo conozco personalmente pero me parece una bajeza humana de las peores que una mujer manipule a un niño para lastimar a otra persona omporque una relación no funcione . A ella se lo debería de quitar por inestable mental !

Miguel Franco - 26 de Febrero de 2017

No sé quién es Edgar pero si sé que el sistema no está funcionando correctamente y eso causa atropello a los hijos menores que con el tiempo pagan las consecuencias de una mala mama, pero además quiero aclarar que si conozco a la pariente de la mama de Julia Montalvo ella es una prima se llama Lely Sarabia de Romero y de ella no se pueden esperar buenas cosas, ella a sido una mujer tan Mala que causó graves daños a su ex esposo Osegueda a quien le puso los cuernos con el ex fiscal general Romeo Barahona y no bastó solo eso sí no que al mismo tiempo engañaba a su esposo Osegueda y al entonces fiscal con otro ex compañero de ella en la fiscalía ya que ella fue fiscal hace muchos años y ahí conoció al Lic Oscar Romero con quién se casó hace unos 5 años más o menos, esa mujer es Mala Muy Mala y es ella quien está asesorando a la mama de Otto ( Julia Montalvo ), espero Edgar todo estará Bien CONFÍA EN JESUS.

Jennifer Portillo - 26 de Febrero de 2017

Yo no soy amiga cercana deDon Edgard pero si pude ver el amor de padre e hijo que tenian, el amor con el que el trataba a su hijo y lis ojos con los que Otto miraba a su padre. Primero Dios puedan estar juntos rapido. No me puedo imaginar el deseo de los dos de estar juntos otra vez.

Mauricio Santamaria - 26 de Febrero de 2017

Espero que pronto puedas ver a tu hijo, pues siempre pude ver la felicidad con la que recogías a tu hijo en el kínder y como lo disfrutabas en la playa y como hablabas con amor y orgullo de el, ten fe que la justicia tarda pero no olvida , sigue luchando por tu hijo sin desfallecer. Un gran abrazo

Leo Arguello - 26 de Febrero de 2017

Las Dignas, las melidas, las moradas y todas esas organizaciones dis que de ayuda a la mujer, son nada mas protectoras de mujeres delincuentes, que a hacen las víctimas y se valen de estas leyes parciales. No nos demls paja. Las mujeres no son un angelito inocente, hay unas q son unas lonas mal intencionadas y se aprovechas de las leyes para Joder a los hombres

Javier Chávez - 26 de Febrero de 2017

Otto ama a su padre tanto como Edgard lo ama a él, esto q Julia (mamá de Otto) hace, es malísimo para los 3 ellos, la ley pronto pondra fin a ésto y Edgard tendrá la potestad de Otto. Confío en Dios que así será! Edgard siempre fue auténtico amoroso y cuidadoso en TODO aspecto con Otto, y muy responsable esposo también, nunca les faltó nada cuando vivian juntos ni tampoco después. Edgard pagó siempre todo lo q le tocaba y más. Buena casa, buena alimentación, muy buena educación para Otto, etc. Yo soy amigo de Edgard (el Chele) desde hace casi 20 años. Y lamento mucho q este pasando por ésto y q su hijo sufra a tan corta edad , las acciones descabelladas de su mamá!

Edwin Alvarez - 27 de Febrero de 2017

Propongo que hagamos una institución que vele por los intereses de nosotros los hombres, es demasiado la brecha que se ha abierto entre los derechos del hombre y los de la mujer, porque nosotros los hombres por seguirnos creyendo que somos mas fuertes que ellas podemos arreglar todo solos, pero la verdad es necesario unirnos tambien como una institucion que vele por nuestros derechos constitucionales, porque hay muchas mujeres mal intencionadas y aprovechadas que utilizan las instituciones creadas para defender a mujeres maltratadas,abusadas y violentadas, pero no para mujeres arribistas como la mama de Otto que las utilizan con fines egoistas y perversos, es justo y necesario que lo tomemos en consideración, busquemos una solucion!, espero pronto te reunas con tu hijo Edgar.

Tony maradiaga - 02 de Marzo de 2017

Te felicito amigo creo q tienes todo para ganar la custodia d tu hijo similar historia e pasado pero gracias a Dios pude quedarme con mi hija desde q tenia 3 años ya casi cumple los 12 y no m arrepiento de tenerla es lo mas bonito y maravilloso q m a pasado es el regalo mas grande y valioso q he podido tener estos an sido los años mas lindos d mi vida. Y si amigo tienes razón por ser hombres en este tipo d problemas tenemos menos ventajas pero t ínsito a seguir luchando q tendrás tu recompensa. Y alas personas q inventan lo hirreal en ellos mismo se revoca sus malas intenciones. Felicidades amigo lucha q se t dará

Sonia Zometa - 19 de Marzo de 2017

Edgar, he visto lo responsable que es como padre, el amor, la dedicación y el tiempo que Ud dedica a Otto y me parece egoísta y maléfico que una mujer en su sano juicio quiera privar a su hijo de eso. Desde que supe de esta difícil situación por la que Otto y Ud están pasando me he preguntado por qué una "madre" querría hacerle eso a su hijito y lo único que se me ocurre es que está fuera de sus casillas. ¿Cuántas mujeres andan de juzgado en juzgado luchando para que los progenitores de sus hijos se responsabilicen de ellos? Y ella teniendo su apoyo incondicional para con Otto hace esto...¡No está bien! A mí me consta que Ud ha querido estar lo más cerca de Otto, tanto así que rentó una casa a pocas cuadras de donde ellos vivían para estar lo más cerca de su hijito. Esperamos en el Señor que esta terrible pesadilla pase pronto y todo se resuelva para bien. Y que pronto pueda compartir, jugar y disfrutar junto a su amado Otto. Bendiciones, Sonia

Love your card! Blonmiog with Kindness has t - 12 de Abril de 2017

Love your card! Blonmiog with Kindness has to be one of the neatest stamps SU has come up with and you have done justice to it! Colors are just perfect. Neat job!

Danos tu opinión