Sin Categoría

El Salvador ha caído 15 puestos en el tema de libertad de expresión

El informe contempla lo observado por Reporteros sin Fronteras. El Salvador sufrió la caída más estrepitosa en los últimos cinco años y obedece en gran manera al gobierno actual.

Reporteros sin Fronteras señala que la libertad de información en El Salvador, no ha dejado de perder terreno desde que Salvador Sánchez Cerén fue electo presidente de la República en 2014.

El informe del Ranking Mundial de Libertad de Prensa elaborado por Reporteros sin Fronteras apunta que El Salvador cayó 15 puestos en el indicador de libertad de prensa entre 2018 y 2019 y está en una “situación problemática” para ejercer la labor periodística, situándose en el puesto 81 de 180 países evaluados.

“El mandatario (Sánchez Cerén) ha acusado a los medios de comunicación de emprender una ‘campaña de terror psicológico’ contra su gobierno y no respeta el derecho de acceso a la información”, destacó el reciente informe de Reporteros sin Fronteras.

El informe señala un caso en particular: en febrero de 2019, un equipo de periodistas de investigación de la revista Factum fue intimidado por las autoridades para que revelara sus fuentes, pues investigaba un caso comprometedor para el Gobierno.

En relación al caso, entidades como la Asociación de Periodistas de El Salvador (APES), se pronunciaron ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), con un informe completo para que se verificara la práctica que hizo el Gobierno en este suceso.

“El país tiene demasiados problemas importantes por resolver como para que sometamos a los periodistas a ser cuestionados del por qué de nuestras fuentes”, detalló el presidente de la APES, Rigoberto Chinchilla.

Para Chinchilla, los periodistas también deben tomar en cuenta la importancia de la información que manejan y advirtió que no deben hacer mal uso de ella.

Sobre el nuevo gobierno de Nayib Bukele, Chinchilla apunta que: “El Gobierno tendrá el equipo de asesores o las personas más idóneas, nosotros esperamos que la libertad de expresión se vea respetada y que las relaciones de los periodistas con las fuentes mejoren y que puedan acrecentarse para el bienestar de la sociedad”.

El informe señala además que la legislación salvadoreña protege poco a la prensa y a los periodistas que investigan temas relativos a la corrupción o las finanzas públicas, quienes padecen intimidaciones y presiones de funcionarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba