Nacionales

Mauricio Funes y su hijo Diego reciben salarios de la cancillería nicaragüense

Mauricio Funes y su hijo Diego Roberto Funes Cañas reciben salarios en cancillería nicaragüense. El expresidente devenga 90 000 córdobas, lo que equivale a 2,740 dólares y su hijo tiene una plaza en el Ministerio de Relaciones Exteriores, así lo confirmó el periodista, Carlos Chamorro, Director de Esta Semana y del confidencial.com.ni

Por su parte, este domingo, en la cuenta de twitter, del presidente electo, Nayib Bukele, afirma la noticia al señalar que uno de los hijos, del asilado, trabaja para la cancillería nicaragüense desde que el gobierno de Daniel Ortega les otorgó el asilo, así lo demostró Bukele, con una copia del taco de seguro de ese país.

Diego acompañado de su madre Regina Cañas

Chamorro, añadió diciendo que no solo era el hijo de Funes, sino también otros miembros de su familia, su pareja Ada Mitchell Guzmán y dos de sus hijos del expresidente, Diego y Carlos,  lo cual consideró “descaro”, y que las mismas autoridades, deben rendir cuenta.

Elperiódico el confidencial, en el caso de Funes, no se conoce cuáles son las funciones que le habría asignado el titular de la cancillería Denis Moncada, jefe de la delegación negociadora de Ortega-Murillo en el diálogo con la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia.

Casa donde reside Mauricio Funes y su familia en Nicaragua

Chamorro señala además que el pago del expresidente Funes es el casi el doble que el de su hijo. En ambos casos, sus salarios son entre tres y seis veces más altos que el salario mínimo promedio de los nicaragüenses.

En una nota de abril de este año el Confidencial señala que, la Cancillería nicaragüense y la Corte Suprema de Justicia de ese país han reafirmado que “los cuatro gozan de asilo político” y que por ello “no (los) entregarán a las autoridades salvadoreñas“, que los requieren por esos presuntos delitos.

Esto pese a que en El Salvador se ha certificado por autoridades como la Corte Suprema y la Fiscalía General de la República que la acusación en contra de Funes, su pareja y su grupo familiar es real y no una persecución política.

Publicidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba