Nacionales

Para prevenir el coronavirus se están preparando una serie de instrumentos jurídicos

El Presidente de la República, Nayib Bukele, ofreció anoche una cadena de prensa donde informó lo que se ha hecho hasta el momento para contener el ingreso del coronavirus  al país, y señaló que “por más trabajo que hagamos es imposible que en algún momento no seamos  impactados con la epidemia”.

Para aclarar estos temas, Javier Argueta, asesor jurídico de la Presidencia, estuvo esta mañana en la entrevista de TCS en donde señaló que como país estamos preparando una serie de instrumentos jurídicos, porque si llegara a entrar este virus  debemos tener preparadas algunos y decretos ejecutivos para aplicar cualquier tema en el área económica y en el área social.

Defensoria del Consumidor.

Argueta señaló que referente al tema de precios tuvo una reunión con el presidente de la Defensoría del Consumidor  y agradeció al sector privado que está siendo bastante solidario con las medias adoptadas y se va a intentar  no desabastecer los supermercados Asimismo, indico que lo más importante para combatir el coronavirus es la autorregulación, “en la medida que el sector privado no vaya a subir precios contrario a la ley estarán ayudando a solidarizarse con el país”, apuntó.

El asesor jurídico apuntó que en el país hay casos reales y casos confirmados, los que el Gobierno tiene son casos confirmados, pero en la medida en que los datos confirmados  son mínimos, posiblemente los datos reales que se desconocen son mayores, o sea que en la medida que los datos reales van bajando, los casos confirmados van subiendo  y es porque se van encontrando casos de coronavirus, ante eso, el Presidente Bukele instruyó utilizarlos mecanismos necesarios  de la ley de Desastres Naturales, pero también los mecanismos necesarios que permite la Constitución; sobre este tema Argueta informó que se redactaron los decretos de emergencia,  el de declaratoria de excepción, o como le han llamado los diputados ley de restricción temporal de derechos, esto se discutió con los diputados, a excepción del FMLN que han puesto una demanda de inconstitucionalidad contra la ley de restricción temporal.

Se vigilarán los precios en los supermercados.

El asesor jurídico explicó que el temor que tenían las fracciones políticas, que dieron los votos, eran que se suspendieran de manera abstracta los derechos y nadie pudiera reunirse, que se suspende el derecho de tránsito y nadie pudiera transitar, ante estos señalamientos de los diputados explicó que los derechos se suspenderán previa resolución y de manera justificada, “un funcionario suspende un derecho como el derecho de reunión como un evento en el estadio, un concierto, una excursión y el cambio de domicilio, pero con previa resolución”.

Añadió que la normativa señala que si existe un foco de contaminación y la familia afectada no quiere moverse de su casa, será trasladada a un centro de resguardo para cuidar el interés colectivo del derecho a la salud y sobre todo el derecho a la vida de los demás.

Centro de resguardo en Ilopango.

La fracción legislativa del FMLN señaló que todas estas medidas eran “un cheque en blanco”, pero Argueta dijo que lo que pasó era que no lo habían leído y cuando los representantes del Gobierno se sentaron con las otras fracciones legislativas, el partido de izquierda no quiso asistir, al resto de diputados se les explico que eran resoluciones previas  como lo que anuncio el Presidente Bukele de que se suspendieran las actividades de los bares, de las discotecas, de conciertos, de iglesias.

Todas estas medidas son para evitar el contagio masivo de la pandemia y que no pase lo que sucedió en Italia que tenía 280 casos  en un día y a los cinco días tenía cinco mil casos y hoy ya tiene hasta muertos, por esa razón es que se establecieron esos cordones de restricción de garantías es lo que va a permitir en El Salvador salvaguardar a la mayoría de ciudadanos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba