Empresarial

Asociación Fe y Alegría entrega cajas de alegría a niños de escasos recursos

La asociación Fe y Alegría de El Salvador, realizó la entrega de más de 4,300 cajas de la alegría a niños de escasos recursos que viven en condiciones de vulnerabilidad en diferentes zonas de El Salvador, dicha entrega se enmarca dentro del programa BOX OF JOY que la asociación realiza por segundo año consecutivo y con el apoyo de Cross Catholic, las entregas se realizaron en el contexto de celebrar con los menores, el día del niño y la niña, y llevar un poco de felicidad a los más pequeños de casa.

Los niños/as seleccionados son pertenecientes a todos los Centros Educativos donde Fe y Alegría se encuentra presente en El Salvador, este año la estrategia fue visitar a los niños y entregar en pequeños grupos a los padres de familia, siempre cuidando las medidas de bioseguridad que se requieren debido a la pandemia que vive el país.


“Como Fe y Alegría, tenemos un compromiso con la educación y transformación de la vida de los salvadoreños menos favorecidos, el programa Box Of Joy es una muestra de cómo podemos cambiar la vida de un niño o niña compartiendo un regalo, la entrega de estas cajitas a menores de escasos recursos nos hace sentir emocionados de llevar alegría a cada familia que recibió este presente, más en este tiempo donde el país ha pasado por momentos duros.” Acotó, Saúl León, director general de Fe y Alegría El Salvador.


El contenido de cada caja es diferente, pues es elaborada por una familia en Estados Unidos que decide beneficiar a varios niños alrededor del mundo, son ellos quienes arman el contenido de cada obsequio de forma personalizada.


El objetivo que se busca a parte de brindar un momento de alegría a cada niño que la recibe, también es promover valores religiosos pues en cada cajita los niños podrán encontrar un libro que les habla de historias bíblicas y una serie de artículos cristianos. Importante destacar que sin importar la religión que profesan los niños y niñas, todos reciben una cajita de la alegría.

Jonathan es un pequeño niño alegre y servicial de 5 años, y es el hermano menor de Esteban, que tiene 11 años y a quien le gusta inventar y crear juegos con sus juguetes. Ambos viven en una casa pequeña de dos cuartos a orillas de una quebrada que se desborda siempre que llueve. Dentro de esa pequeña casa viven sus padres María Isabel y Fernando y su abuelita Esperanza a quien cuidan, ya que su salud es delicada. Por la pausa de trabajo debido al COVID-19, María Isabel y Fernando perdieron sus trabajos y para poder seguir pagando los estudios de Jonathan y Esteban se han dedicado a la fabricación de juguetes y así no dejar que sus hijos abandonen el Centro Escolar Católico La Chacra. Jonathan al recibir su cajita de la alegría agradece a la familia que la armo porque todo lo que encontró dentro de ella fue pensando para él y desea que como él otros niños la disfruten.

Fe y Alegría mantendrá una campaña de motivación, en diferentes canales de comunicación para promover valores como la solidaridad, el compañerismo y la empatía, pues se busca que cada salvadoreño pueda replicar con sus familias este acto de bondad para con otros que se encuentren en condiciones vulnerables.

“Quisiéramos que las familias salvadoreñas se unieran y armaran un regalo para dar a otro niño que ellos conozcan y que de esta forma compartamos la alegría, la solidaridad y los valores cristianos, que nos hacen salir adelante como sociedad.” Acotó, Saúl León, director general de Fe y Alegría El Salvador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba